Los colombianos no cumplieron con los protocolos establecidos.

Por: Redacción

El presidente Iván Duque destacó el comportamiento de la mayoría de los colombianos, sin embargo, catalogó de “bochornoso y alarmante”, las acciones de otros, debido a los números que dejó la celebración de la Semana Mayor.

Duque destacó que en estos días se impusieron 53.357 comparendos “por la inobservancia de las medidas de prevención indicadas por las autoridades sanitarias para contener la pandemia”.

Más concretamente, las sanciones impuestas por las autoridades en todo el país se relacionan de la siguiente manera:

– 13.500 comparendos por violación del toque de queda.

– 14.574 comparendos por el no uso de tapabocas.

– 5.372 por consumir licor violando las medidas sanitarias.

– 15.000 por el porte de armas cortopunzantes.

– 2.241 fiestas clandestinas intervenidas, de las cuales 561 en entornos privados (casas, apartamentos o fincas) y 1.680 en establecimientos públicos.

“Es muy importante tener en cuenta que la pandemia no se ha terminado en el mundo. No se ha terminado en nuestro país. Vacunación no significa que ya podemos relajarnos. La vacunación es una medida farmacológica, pero hasta que no estemos a salvo no podemos cantar ningún tipo de victoria. Y es una decisión que debemos asumirla por las mismas recomendaciones de la OMS y la OPS”, afirmó.

El mandatario destacó que “aun no estamos a salo y hasta que las cosas no mejoren, invitamos a permanecer cumpliendo las medidas de bioseguridad impuestas por las gobernaciones”.