Muere electrocutado y su amigo infartado cuando fue a verlo

0

Ya faltaba poco para que Edgardo González termina el turno laboral que había iniciado a las dos de la tarde del martes,  pero una descarga eléctrica le quitó la vida antes de que eso pasara.

Edgardo era un veterano técnico de una empresa contratista de Electricaribe que llegó hasta Baranoa junto a varios compañeros a reparar unos circuitos. Se subió a un poste e inició sus labores, pero cuando la noche cayó, todo se tornó oscuro y no se sabe cómo fue que el señor tropezó o agarró algún cable que le propinó una descarga eléctrica que lo mató inmediatamente.

El técnico quedó colgado del poste debido al arnés de seguridad que llevaba puesto. Sus compañeros, atónitos no podían hacer nada para bajarlo, pues no sabían si aún había peligro.

Finalmente usaron la canasta de un camión para bajarlo hasta la acera donde técnicos en criminalística realizaron la inspección del cuerpo.

Sus familiares, residentes en el barrio Nueva Esperanza, de Soledad, a enteraron de lo ocurrido y de inmediato decidieron ir al lugar del accidente.

José Frías, amigo de González, se ofreció a acompañarlos y conducir el carro de los parientes de la víctima, pues vio que ninguno de estos estaba en condiciones de manejar debido al impacto de la noticia.

Cuando iba por la Cordialidad, luego del peaje de Baranoa, Frías, quién durante el recorrido se mantuvo dándoles ánimo a los dolientes y diciendo una y otra vez que de la muerte nadie se salva, sintió que no podía respirar.

Su corazón se aceleró y empezó a toser, hasta el punto de decidir detener el vehículo y pedir que alguien más manejara.

“Él se tiró al piso y decía que no podía respirar. Entonces lo subimos al carro y lo llevamos a Baranoa pero cuando llegamos no encontrábamos el hospital; perdimos mucho tiempo. Cuando llegamos ya era muy tarde, los médicos le prestaron los primeros auxilios pero él ya estaba fallecido”, relató Diomedes Jiménez, sobrino de González.
Sobre el accidente, Electricaribe informó que se investigan las causas y si hubo cumplimiento de los protocolos de seguridad para el manejo de las redes.

Edgardo González era padre de dos hijos y tenía varios años trabajando en esa empresa.

Edgardo González deja dos niños era casado