Así se lo informó la madre del menor a las autoridades.

Por: Redacción  – www.elambito.com

Consternada se encuentra la comunidad del barrio Pescaíto tras conocerse la lamentable decisión que tomó un menor de apenas 10 años de edad.

El pequeño, según el informe de la Policía, fue hallado por su madre al interior de su habitación, donde amarró una mochila a la ventana y luego a su cuello.

De inmediato el infante fue auxiliado y trasladado hasta la policlínica La Castellana, donde los galenos de turno informaron a las autoridades que el menor había ingresado sin signos vitales.

El hecho ocurrió en la calle 9 con carrera 4, sector del barrio Pescaíto. La madre del pequeño de 10 años informó, que su hijo había sido abusado sexualmente en el mes de enero del presente año por un familiar.

La víctima, de acuerdo con lo manifestado por su progenitora, se encontraba en tratamiento con funcionarios del Instituto Nacional del Bienestar Familiar.