Como método para presionar una rápida solución a las fallas constantes en el sistema de energía los residentes de una población del Magdalena acuden al cierre de vías de este lugar.

Por: Angie Jaramillo – www.elambito.com

La ausencia del servicio de energía por varios días consecutivos, la oleada de calor y las altas temperaturas que se han estado viviendo en la costa caribe colombiana, hoy tienen desesperados  a las personas que habitan en el municipio de Guamal (Magdalena) y piden una solución definitiva para esto.

Estos inconvenientes han llevado a que las personas acudan a ciertos comportamientos con el fin de ser escuchados. El cierre de algunas vainas, daños en algunos contadores de energía y al punto de pago de Electricaribe, fueron actos que hicieron notorio el disgusto de la comunidad y ocasionaron la alteración del orden publico.

Según informar medios locales, todas estas sucesos y la hostilidad que se vive en este lugar llevaron al alcalde de esta comunidad a declarar un toque de queda que rige finalizando la tarde hasta la horas tempranas de la mañana, como medio de rechazo a  todos estos comportamientos de protesta.