Con la crisis de agua potable, la Alcaldía a través de esta medida busca acceder a recursos y garantizar el derecho de la comunidad a este servicio.

Por: Valery Gómez –www.elambito.com

Santa Marta registra una crisis de agua potable, quizá la más grave en toda su historia, más de 150 barrios no cuentan con este servicio. Además, los niveles de la planta de tratamiento de Mamatoco se han reducido a un 67%.

Según la administración local, el desabastecimiento de agua se debe a la ausencia de lluvias en la región y ante esta situación, las empresas prestadoras del servicio prestan su total apoyo a la población.

El alcalde, Andrés Rugeles, anunció la medida según el decreto 082 suscrito por él y en común acuerdo con el Consejo de Gestión del Riesgo.

Por el momento, las autoridades gestionan diferentes procesos para acceder a los recursos que sean necesarios para cumplir con el derecho de todos los samarios.