Estos tres hinchas furibundos de Junior buscan levantar ese sueño llamado “Museo Rojiblanco Micaela Lavalle de Mejía.

Por: George De La Hoz – www.elambito.com

Junior es un sentimiento que se debe llevar en el corazón, tal cual como lo llevan estos  tres aficionados: Joan, Diomedes y Jaime, quienes los colores rojiblancos lo llevan tan adentro en su alma, que hoy en día quieren cumplir el sueño de regalarle a la hinchada y a la institución un museo lleno de las páginas doradas del equipo.

Pero para este sueño se necesitan más que ideas, es por tal razón que cuentan con material especial e histórico, como los son camisas que datan incluso desde los años 60, 70, 80 y 90. Esas mismas que hoy están escasas y que no se consiguen en Barranquilla, sino en diferentes partes del mundo, en donde han llegado estos tres amigos tiburones para poder tenerlas en su colección.

Además, cuentan con una gran dotación de objetos con un gran valor, como llaveros, banderines, recortes de de periódicos de juegos importantes en la historia de Junior y por su puesto con un par de medallas, tales como las de los títulos ante Atlético Nacional en 2004 y Deportivo Pasto en este 2019, como también una muy dolorosa de segundo lugar, conseguida en la final de Copa Sudamericana en 2018.

No cabe duda del amor que estos aficionados sienten por Junior de Barranquilla, tanto así, que al referirse al equipo no pueden contener sus lagrimas y se les quebranta la voz con cada palabra que sale no de sus bocas sino de su corazón.

Son 95 años de historia, pero esto apenas comienza, pasarán los años y lo más seguro es que por la institución seguirán llegando días de gloria, días felices y más hinchas rojiblancos a este mundo para llegar a conocer esta locura de amor.