El uruguayo no pudo ocultar su tristeza por la partida de un club que le brindó todo en los últimos seis años.

Por: George De La Hoz

Luis Suárez le dio el adiós definitivo al Barcelona. Fueron seis años de una aventura mágica para el charrúa y la cual terminó de la peor manera, con la goleada 8-2 ante el Bayern Munich y con el rechazo de Koeman.

En su adiós, no pudo contener las lágrimas de tristeza por tener que abandonar a un club que aprendió a amar y en el cual se convirtió en uno de los más grandes jugadores que ha pasado por la institución culé.

En su despedida, grandes amigos como Lionel Messi, Piqué, Jordi Alba, Sergi Roberto y Busquets, lo acompañaron en el final de la travesía y le desearon lo mejor en su nuevo camino que empezará a construir en el Atlético Madrid.

Suárez se marcha dejando una increíble estadística de 283 partidos disputados,198 goles marcados y 97 asistencias.

Además, conquistó una Champions League, un Mundial de Clubes, 4 Ligas de España, 4 Copas del Rey, una Supercopa de Europa y 2 Supercopas de España.